scardinoFernando Saiz. 5 de octubre de 2012

"Un buen peridico es una nacin hablando consigo misma" (Arthur Miller)

Esta semana hemos conocido que Marjorie Scardino se va. Marjorie qu?, dirn algunos. Permtanme que haga una somera presentacin. Marjorie Scardino ha sido durante ms de quince aos la consejera delegada del grupo britnico Pearson,propietario del diario Financial Times y una de los principales editoriales del mundoenlibros de texto. Con su nombramiento, en 1997, esta ejecutiva estadounidense (texana de origen) se convirti en la primera mujer en llevar las riendas de una compaa cotizada en el ndice burstil FT-100, y an hoy la revista Forbes la considera la 86 mujer ms influyente del mundo.

En su larga etapa al frente de Pearson, Scardino ha convertido unconglomerado con muchos intereses (cuando lleg, estabaen negocios tan dispares como el Museo de Cera de Madame Tussaud, Port Aventura, el banco de inversin Lazardouna compaaestadounidense de juegos de ordenador)en un grupo rentable y bien definidoque tiene el 65% de su negocio concentrado en el sector educativo, aunque el FT siga siendo su estandarte.

O sea, que Marjorie ha dejado huella de su gestin. Pero lo que me interesa aqu es su conexin con Espaa.Porque tanto Pearsoncomo Scardino han jugado un papel relevante en la historia reciente de los medios de comunicacin espaoles.Los ms viejos del lugar, e incluso algunos jvenes, recordarn que Pearson fue durantems de quinceaos el dueo del grupo Recoletos, editor de Expansin y Marca y que hoy est en manos de Unidad Editorial, es decir, Rizzoli.A su vez, Recoletos fue accionista de El Mundo, Antena 3 y Onda Cero.

Adems, Telefnica lleg a tener a finales de los noventa el 5% delcapital de Pearson, en una operacin decidida por Villalonga, en pleno furorpor controlar medios de comunicacin,y que posteriormente deshizo Alierta. En esa etapa ocurri una ancdota que refleja a la vez las personalidades de Juan Villalonga, a la sazn presidente de Telefnica, y de Marjorie Scardino. Prevalindose de su condicin de accionista, Villalonga, ufano l,llam un da por telfono a Marjorie para quejarse del tratamiento informativo que Financial Times daba a Telefnica. Naturalmente, Villalonga esperaba que la consejera delegada cursara la protesta a travs dela escalade mando e influyera en la lnea informativa del diario britnico en beneficio de la compaa espaola. Pero la respuesta de Scardino le dej estupefacto. "Llama aRichard [Richard Lambert, un viejo zorro de Oxford, entonces director de Financial Times], quees un to muy majo yque seguro que entiende tus problemas". Por supuesto, Villalonga nunca se avino a hablar con el director del peridico. l, presidente de una de las mayores compaas de telecomunicaciones del mundo y accionista relevante de Pearson, estaba en otro nivel. Scardino preserv as la independencia de un peridico que naci, en 1888, bajo la leyenda "Sin miedo, sinfavor".

Y un peridico que, por cierto, tambin gozaba de cierta autonoma de criteriorespecto a la propia Pearson, aunque a lo largo de los aos la propia Marjorie consigui domesticar algo el espritu libertino de algunos de sus redactores. En la City de Londres eranfamosaslas preguntas punzantes que el redactorespecialista en medios de Financial Times (Alan Cane, si no recuerdo mal) disparabacontra su propia jefa, y que Scardino contestaba con una sonrisa en los labios. Igualito que en Espaa, vamos.

El hombre de Marjorie en Madrid fue siempre Jaime Castellanos, al que llamaba cariosamente Jamie, y bien que se aprovech ste de la confianza de la jefa. Castellanos, que fue nombrado presidente de Recoletos en 1991,utiliz su buen ingls, sus dotes de vendedor, sucampechanavascay el toque pijorrstico que le caracteriza para camelarse profesionalmenteaScardino, aunque muchos en Londres no entendieran esta relacin.Castellanos le prest un buen servicio a Marjorie al facilitar la venta dela participacin de Pearsonen Port Aventura y desde entonces la jefa le tena en palmitas. Por eso no es extraar que cuando en 2004Pearson decidi desprenderse de Recoletos accediera a vendrselo a un grupo de inversores encabezado por Castellanos. Fue as como Jamie hizo el gran negocio de su vida. Compr las acciones del grupo con un 40% de descuento respecto a la salida a bolsa del ao 2000 y dos aos y pico despus, en 2007, (et voil!)las revendi a los italianos del grupo RCS con unas plusvalas cercanas a los 300 millones de euros.

Post Scriptum. La marcha de Scardino, que dejar el cargo el 31 de diciembre, abre muchos interrogantes sobre el futuro de Financial Times.En cierta ocasin, Marjorie,preguntada por la posibilidad de deshacerse de l, dijo: "Por encima de mi cadver".Ahora, con la jefa ya cadver (en sentido figurado, se entiende), cualquier cosa puede ocurrir. A Pearson le va bien con su especializacin en publicaciones educativas y los medios de comunicacin no son precisamente la industria con ms futuro del mundo. Pero vender el que ha sido el emblema del grupo desde 1957sera una decisin arriesgada. Los nuevos gestores se enfrentan a un dilema difcil. Que llamen a Jamie, que selo arreglaen un pisps.

Comentarios (5)
5 Lunes, 08 de Octubre de 2012 15:18
FSaiz
Gracias a todos por enriquecer este 'post'. Especialmente til me parece la aportacin de Tom. Se nota que sabe de lo que habla.
4 Domingo, 07 de Octubre de 2012 14:11
Tom
Marjorie tambin le paro los pies a Alierta cuando se persono en Londres para protestar por la cobertura de El Mundo del Insider Trading en Tabacalera. Ahi tienes la puerta le dijo al ya para entonces de una Telefonica que segua siendo accionista de Pearson. La pena para el periodismo de este pas (y para su transparencia) fue que Recoletos, con Marca y Telva, no encajaba en el FT Group y menos aun lo hubiera hecho con Mundo. Recoletos no fue mas que una poca importante inversin financiera que los fundadores del grupo supieron vender muy bien a Pearson, antes de la llegada de Marjorie, cuando Murdoch ansiaba hacerse con el FT. El negocio en Espaa para Marjorie era Santillana y los libros de texto en Latinoamrica. No lo consigui y puede que Recoletos fuese un estorbo.
3 Viernes, 05 de Octubre de 2012 18:43
S. A
Sin duda, una mujer impresionante. No has incluido datos de su biografa, pero es una mujer que rene muchas cualidades. Ademirable
2 Viernes, 05 de Octubre de 2012 17:15
FSaiz
Bueno, ya sabes que los calificativos compuestos estn muy de moda. En este caso, el personaje es as de complejo.
1 Viernes, 05 de Octubre de 2012 10:19
Clara
Qu tiempos aquellos. Todo era bonanza y operaciones rentables! Los medios crecan y se multiplicaban, Espaa estaba de moda...
Incorporo "pijorrstico" a mi diccionario.